3.16.2013

Luces de Bohemia


Exposición que se encuentra en la Fundación Mapfre - Sala Recoletos, junto a la exposición Impresionistas y postimpresionistas (entrada aquí), desde el 2 de febrero hasta el 5 de mayo. ¡Me ha encantado! Fui sola una mañana de miércoles que no tenía clase y pude tomarme todo el tiempo del mundo para ver esta y la otra, para asimilarlas... Para disfrutarlas. La verdad es que las exposiciones de Mapfre-Recoletos me encantan, están perfectamente organizadas, con una selección tanto de obras como de información exquisita, y suelen ser muy interesantes. Por lo que (casi) siempre os diré que, si podéis, id, id, ¡ID! Además, la entrada es gratuita.

"Si no sabes hacia dónde vas, acuérdate de dónde vienes". Con esta cita comenzaba la exposición que tratará sobre los gitanos y vagabundos: cómo vivían, en qué trabajaban, cómo eran vistos socialmente... Todo ello acompañado por pinturas, grabados y alguna que otra mini escultura, todas ellas espectaculares.


Los gitanos y los vagabundos compartían con los artistas su necesidad de vivir de forma más libre y auténtica.


Las caravanas, campamento gitano cerca de Arlés. Van Gogh. 1888 [Portada del folleto, arriba]


GITANOS EN RUTA

"Quien viaja mucho, aprende mucho". 

El hecho de que los gitanos se desplazaran desde el siglo XVIII afianzó la imagen de bohemios, despertando a su  paso asombro y curiosidad. Aparece la armonía entre el hombre y la naturaleza y viven una vida desligada a las fuertes estructuras burguesas. 
Alexandre Hardy definía a estos gitanos y vagabundos como "señores de los prados, de los montes, de los campos y de los bosques". Aparece en este momento la pintura dieciochesca donde en el centro del debate estético se encontraban las sensaciones y sentimientos.

"Lo que cuenta no es el destino, sino el camino que se recorre"


Arte y libertad. Louis Gallait. 1849. Óleo sobre lienzo (el cuadro real es muchísimo mejor, pero esta es la única imagen decente que he encontrado y no podía no incluirla aquí, ya que fue una de mis favoritas)


EL MITO DE LA GITANA

Se representa la atracción hacia el ser de una etnia distinta, capaz de transgredir la norma y que podía vestirse con colores atrevidos, con el pelo suelto, que sonreían mucho y miraban directamente al hombre buscando embrujarlo con su baile. En el siglo XIX las gitanas se convierten en símbolo de provocación, libertad y sexualidad.

Vendedora veneciana de cebollas. John Signer Sargent. 1880-1882

Joaquina la gitana. Joaquín Sorolla. 1914 (un cuadro  con esos colores y esa luz tan característicos de los cuadros de Joaquín Sorolla) 


MITOS Y LEYENDAS

"Me podéis matar, pero dejadme cantar mi canción". 

Los movimientos y atuendos de estos bohemios representaban la vida sin ataduras, el cuerpo sin limitaciones... Es decir, un espíritu emancipado. Eran expertos en las artes adivinatorias y en el arte de la seducción.

ç
La esmeralda. Charles von Steuben 1839 (me encantó por el hecho de que transmite naturalidad, es de esos cuadros que puedes mirar durante diez minutos y puedes seguir descubriendo detalles, puedes seguir maravillándote...)


EL ARTISTA MODERNO

"Estar fuera de casa y sentirse, sin embargo, en casa en todas partes; ver el mundo, ser el centro del mundo y permanecer oculto al mundo, tales son algunos de los menores placeres de esos espíritus independientes, apasionados, imparciales [...]" Baudelaire. El pintor de la vida moderna. 1863.

Goya es el primer gran artista moderno.


Autorretrato. Eugène Delacroix. 1816-1818 (me gustó por la manera en que el pintor utiliza la luz, focalizándola y reflejando la dualidad, las dos caras de las personas al dividir la cara en una zona iluminada y la otra a la sombra)

¡Arte, miseria, desesperación, locura! - Jules Blin
¡Arte, miseria, desesperación, locura! Jules Blin. 1880 (una de las que más me gustaron, la cual puede transmitir tanto caos, como determinación, ímpetu o destrucción)


EL MITO DE LA BOHEMIA

"Eres feliz, pues eres libre"


 Charles-Amable Lenoir
Ensoñación. Charles Amable Lenoir. 1893. Óleo sobre lienzo. 
Llevaba mucho tiempo sin encontrar un cuadro que me atravesara el cuerpo y el alma, o quizás no me había ocurrido nunca hasta que vi este. Se me puso la piel de gallina, sentí escalofríos, no podía cerrar la boca y unas lágrimas empezaron a asomar por los ojos. No sé qué es exactamente lo que me impactó tanto, pero me tiré cerca de un cuarto de hora mirándolo, el mundo se paró en el instante en que me topé con él. Y podría haber estado más. 
Imaginar mil y una historias que puede haber entre los dos, lo que ha ocurrido antes, lo que ocurrirá después, los pensamientos que se pueden cruzar en ese instante, qué estará ocurriendo al otro lado de la ventana... Tantas y tantas cosas en las que pensar, tantas y tantas cosas que pueden transmitir. Y utiliza una técnica muy cuidada, muy precisa, al detalle. Simplemente, extraordinario.

Un par de botas. Van Gogh. 1886.
Esta pintura es especial porque me recuerda a uno de los primeros dibujos (aceptables) que hice cuando iba a pintura, hará un par de años ya.
Es la magistral síntesis plástica del desgaste de este largo viaje, de este continuo vagar al margen de lo establecido, de esta vida de emociones y peligros que nutren al artista. Frente a todas las dificultades, el ingenio continua caminando.

"Lo que el viento trae, también se lo lleva"


MONTMARTRE Y LAS OTRAS ESCUELAS DE LA BOHEMIA

"No te preguntes si debes morir o vivir, es mejor cantar"

Los cafés se convierten en puntos de encuentro para los bohemios, sustituyendo a los anteriores, las bohardillas.


Emblema del cabaré Au lapin Agile, en Montmartre. 
Es el último superviviente de los cabarés artísticos del siglo XIX y aún permanece activo. El emblema fue realizado por André Gill entre 1875 y 1880, realizado en óleo sobre tabla.


LA BOHEMIA EN BARCELONA

Els Quatre Gats es el principal cenáculo de artistas modernos. Picasso estuvo desde el principio de la Bohème en Barcelona.

Azoteas de Barcelona. Picasso. 1902

El tema de la exposición me ha parecido muy interesante, pues nos habla de una realidad paralela a la que se suele estudiar: deja de lado, relativamente, a la burguesía y las altas esferas para centrarse en personas que no se sometieron a unos cánones sociales, que eran fieles a sus principios y voluntades (como el de no establecerse permanentemente en ningún sitio) y que tenían un único deseo en la vida: vivir.

2 comentarios:

  1. ¡Suena muy interesante!
    A ver si puedo ir a verla :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas exposiciones tienes tú que ver ;)
      Gracias por tu comentario, Sara.

      Eliminar